Ir al contenido principal

Reseña: "Sueño en libertad" de Octavio Paz

Este compilado comienza con la juventud de Paz y la historia de su desencantamiento con la izquierda mexicana e internacional. Una pulsión vital de rechazo hacia los sistemas totalizantes que aplastan a los individuos en su camino atraviesa las primeras páginas. Muchas críticas lúcidas al socialismo y a sus errores y algunos cantos a la libertad y la conciencia humana.

Sin embargo, la parte más reveladora se encuentra a la mitad, con los rechazos y justificaciones sucesivas a los actos autoritarios y de control que ejerció el priísmo durante una buena parte de la historia moderna de México.

Al final, Paz se encuentra profundamente insatisfecho con el estado del mundo y del país, pidiendo desesperadamente que llegue la modernidad a México. Sin embargo, siendo justos, él defendió una modernidad híbrida y transformadora, no una extranjerizante o anglosajona. En pasajes, el texto oscila entre alguien que está cerca de condonar actos terribles en nombre del relajamiento del sistema político mexicano y entre alguien que guarda una sana y crítica distancia ante EE.UU. que denomina sin empacho como "un imperio".


Paz pudo haber sido un hombre universal, de no estar tan tremendamente obsesionado con México, la mexicanidad y sus contradicciones. Fue lo mejor que tuvimos y aún así, fue insuficiente. El delirio actual (anti)krauziano es un efecto de ello.

¿Qué hubiera pasado si México no hubiera sido gobernado por un solo partido fuerte y "caudillista" como él lo denomina? ¿Qué país nos dejan los intelectuales que creyeron que la creación de Calles fue "genial"? Tal vez habría habido un país más libre y con personas con aguda conciencia de fallas, algunas similares y otras distintas, que Paz tan agudamente diagnostica.

Este libro es una dulce desilusión y es clave para entender el momento actual de los intelectuales mexicanos y las demandas de la derecha política que se visten de libertad dentro y fuera de nuestras fronteras.

Lo más leído de Rodrigo Cornejo:

Reseña: "Los de Abajo" de Mariano Azuela

Antes de que Azuela decidiera cambiar su estilo a uno más surreal y psicológico, escribía un poco como Hemingway. Aunque él lo antecede, Hemingway tenía un objeto del deseo más noble y náutico que la revolución mexicana - el mar cubano. Azuela supo lidiar con lo que tenía enfrente en 1915 con un lenguaje directo y seco. No por ello es plano. Narrar como cae al suelo un federal al que habían "acostumbrado a no comer" es una estampa que brilla por su simpleza pero que también es dura y corroe. La conciencia de la violencia en medio de mezquites y nopales emerge de este libro. No se disculpa por existir.

La revolución no civilizó a México, solamente desplegó fuerzas humanas y montaraces contra los intentos de modernizar el país a punta de esclavitud. Las 'limpiadas' que hacían al llegar a los pueblos los personajes de Azuela al principio son nobles pero culminan en una banda de pistoleros que cepillan el poco maíz de un campesino solamente porque pueden.

Nadie gana pero a…

Reseña: "Tomóchic" de Heriberto Frías

Tomóchic es una novela corta que contiene el germen espiritual de la lucha por la libertad del mexicano. El maestro tapatío Gutierrez Vega (Q.E.P.D.) la nombró como el relato de la resistencia numantina en México por antonomasia. En un pueblo de más o menos cien habitantes, nace un nuevo culto religioso y un orgullo que devendría en heroísmo.

¿Por qué? El gobierno central vive entregando sin pudor aquellas tierras y recursos al extranjero, práctica que sobrevive hasta nuestros días. Traición apátrida suficiente para colmar la paciencia de cualquiera. A raíz de ello, habitantes celosos de sus tierras y su forma de vida se defienden hasta las últimas consecuencias de casi 1000 soldados federales que llegan a Chihuahua con la consigna de doblegarlos a toda costa. Acontece después que en pleno combate al enemigo, ambos bandos descubren su humanidad. Empero, absortos en la ígnea refriega, la razón real de la batalla los elude.



En la página 134 se abre la primera grieta moral en los federal…